Mientras personal médico ayudaba a Adriana en el hospital debido a que tenía problemas para respirar por el Covid-19 que padece, Juan Eduardo, el menor de edad que la cuidaba falleció electrocutado, esto en el municipio de Ecatepec, en el Estado de México.

Durante más de 20 días, el niño estuvo al pendiente de su mamá, la cuidaba y la alimentaba, sin embargo, ahora que Adriana comienza a recuperarse, su hijo murió.

Adriana explicó que ayer por la tarde se sintió mal, tenía problemas para respirar, por lo que fue trasladada a un hospital, pero el niño quiso quedarse en su casa y cayó una fuerte lluvia que provocó que el agua se metiera a su casa.

Mencionó que según explican los vecinos, vieron al niño barrer y le indicaron que, si lo ayudaban, pero él dijo que podía solo, y al parecer el menor encendió la bomba de la cisterna y se electrocutó.

Paradójicamente a Adriana, la informaron que ya salió de la fase crítica y contagiosa del coronavirus, de la cual esperaba salir con ansia para poder abrazar a sus hijos principalmente a Juan Eduardo que en días pasados acababa de cumplir 14 años.

Juan Eduardo estaba con su mamá y la cuidaba porque aseguraba que, si a ella le pasaba algo, él se moría, por lo que decidió cuidarla.

“Mi hijo me dijo yo me quedo contigo, no se me va a olvidar que dijo no mamita con esa enfermedad si te mueres qué voy a hacer, no mamita yo me muero contigo, nos morimos juntos, y se vino conmigo y es algo que le voy agradecer voy a estar muy agradecida con eso siempre”, apuntó.

Cabe resaltar que Adriana es taxista y se contagió de coronavirus, ella desconoce cómo lo obtuvo, pues antes de sentirse mal llevó a varios pasajeros enfermos, algunos de gripa, otros de tos. Cuando tuvo que entrar en cuarentena, por ser jefa de familia, tuvo que mandar con sus familiares a sus cuatro hijos, pero Juan Eduardo decidió quedarse con ella, pues los padres de Adriana viven en provincia.

El miércoles pasado Juan Eduardo cumplió 14 años, y aunque al inicio estaba triste porque estaba solito, lo empezaron a felicitar compañeros de su mamá y amigos y el festejo terminó feliz, cuando la Fundación Delos le llevó un pastel y un obsequio.

“Este año fue diferente porque pasó su cumpleaños él y yo solos ese fie el gran cumpleaños que tuvo mi hijo el licenciado Carlos Mata de la fundación Delos y su esposa Zulma le hicieron llegar un obsequio y un pastel no tuvo precio la verdad, esa sonrisa y esa cara”, apuntó Adriana.

Excelsior

linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram