Osvaldo Valencia / @Osva_Valencia

El Congreso de Puebla recibió la iniciativa del gobernador Miguel Barbosa Huerta para castigar hasta con 10 años de cárcel el fraude en la supuesta venta de vacunas contra la covid-19.

La iniciativa del mandatario estatal ingresó durante la Sesión Ordinaria del Pleno de este día, la cual reforma los artículos 403 y 404 del Código Penal del Estado, relacionados al delito de Fraude. La iniciativa fue enviada a la Comisión de Procuración y Administración de Justicia para su análisis y dictamen correspondiente.

Se propone adicionar la fracción V al artículo 403 para imponer sanción de cinco a siete años de prisión la venta de vacunas falsas contra el COVID-19.

La sanción se incrementaría hasta en una mitad cuando el delito lo cometa un profesional de la salud, por lo que la pena máxima alcanzaría los 10 años de cárcel; además de la suspensión de su cédula profesional y licencia comercial por diez años para el derecho de ejercer su profesión o comercio.

Asimismo, en el artículo 404 se plantea adicionar la fracción XXI para aplicar la misma sanción a la persona que venda u ofrezca en venta, comercie, distribuya o transporte sustancias que se ofrezcan como vacunas contra el virus SARS-CoV2 (COVID-19) falsificadas, alteradas, contaminadas o adulteradas, ya sea en establecimientos o en cualquier otro lugar.

La venta y entrega de sustancias falsas, o que no estén autorizadas por la Comisión Federal de Protección contra Riesgos Sanitarios, o que siendo verdaderas, originales y autorizadas no las entreguen, será castigada de igual forma.

Propone Barbosa cárcel de hasta 7 años a quienes vendan vacunas apócrifas contra COVID

Almanaque / @AlmanaquePuebla

Con el objetivo de proteger a las y los poblanos y evitar que algunas personas abusen de la situación que se vive por el COVID-19, el gobernador Miguel Barbosa Huerta presentará una iniciativa de reforma al Código Penal para tipificar como delito la venta de vacunas apócrifas contra el virus SARS-CoV2.

En videoconferencia de prensa en Casa Aguayo, el titular del Ejecutivo resaltó que su gobierno no permitirá que exista engaño o fraude en este tema, por lo que es necesario realizar las reformas correspondientes.

Indicó que, a más tardar este jueves, su propuesta será enviada al Congreso del Estado para su análisis y aprobación: “vamos a proteger a nuestra sociedad, que no sea objeto de más daño por parte de quienes ven la oportunidad de obtener de manera ilícita ingresos a través del engaño”.

En su intervención, el consejero jurídico Ricardo Velázquez Cruz explicó que en el artículo 404 del Código Penal se aumentará la fracción vigésima primera que estipulará lo siguiente: “A la persona que venda u ofrezca en venta, comercie, distribuya o transporte sustancias que se ofrezcan como vacunas contra el SARS-CoV-2 (COVID-19) falsificadas, alteradas, contaminadas o adulteradas, ya sea en establecimientos o cualquier otro lugar. O las que vendan y entreguen sustancias falsas o que no estén autorizadas por la Comisión Federal de Protección Contra Riesgos Sanitarios, o que siendo verdaderas, originales y autorizadas no las entreguen”.

Además, precisó que la iniciativa aumentará la fracción V al artículo de penalidad que es el 403 para establecer lo siguiente: “Aquellas personas que cometan estas conductas se les impondrán de cinco a siete años de prisión. La presente sanción se incrementará hasta en una mitad cuando el delito lo cometa un profesional de la salud y la suspensión de su cédula profesional o licencia comercial por diez años para el derecho de ejercer su profesión o comercio”.

 

linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram