14 octubre, 2021

Adiós 2018-2021

Toño de la Vega
Compártelo en tus redes

Tras la intitulada columna que despide la administración 18-21 suscribo el calificativo de tres administraciones, Puebla, San Pedro y San Andrés Cholula, cómo controversial, desdibujada y opaca, respectivamente.

Claudia Rivera Vivanco durante tres años se enfrentó a todo.

El primer paso en falso, su pelea y distanciamiento con el gobernador del estado, Luis Miguel Barbosa Huerta.

De ahí, la cascada de enfrentamientos que no la dejaron caminar tras el rumbo trazado.

Historia hizo, si, por ser la primer mujer de izquierda en gobernar la cuarta ciudad más importante en el país, pero al mismo tiempo, -sin que sea a toro pasado- en su trabajo como presidenta municipal, se daban dos pasos para adelante y varios para atrás.

La pandemia durante un año siete meses, claro que golpeó a todos, no solo a la administración de Claudia Rivera Vivanco, fue afectada, toda la entidad, acá, desde el gobierno federal hasta municipal, no se supo, no se aprendió a atacar la crisis sanitaria, misma que a todos sorprendió

Creció el ambulantaje, crecieron los baches, -algo tan visible- crecieron los desencuentros con autoridades estatales, nunca se logró armonía con regidores, el manejo político faltó y al final creció la rispidez con los propios trabajadores.

Tres años controversiales en la administración poblana se terminan. Claudia Rivera Vivanco, puede decir adiós 2018-2021, ahí voy 21-24.

Que venga ya, la esperada y con hartas expectativas la administración por segunda ocasión del panista, Eduardo Rivera Pérez.

Karina Pérez Popoca

Otra mujer que salió de la lucha social, de la protesta en la calle, de la defensa de los más desprotegidos, de luchar por los que menos tienen, Karina Pérez Popocatl, llegó, tocó las mieles del poder y se esfumó su esencia,  abandonó a los suyos.

Se va con la espalda marcada tras ser acusada por presunta corrupción, mal manejo de recursos y harto mal aplicado los programas sociales.

A Karina Pérez Popoca, se le conoció por el altísimo nepotismo que sostuvo con la mano de su esposo en decisiones al interior de su administración.

Karina Pérez Popoca, perdió su reelección por soberbia, al frente de su administración y al frente de su candidatura con la que buscaba repetir al conducir las riendas de uno de los municipios con mayores recursos propios.

Karina Pérez Popoca, se va luego de una presidencia municipal que jamás volteó  a ver y a servir a aquellos que defendió, por los que peleó y que abandonó, luego de marearse de poder.

Adiós Karina, el futuro inmediato la observan en la administración del gobernador del estado, ella misma lo explayaba en los pasillos del inmueble presidencial.

Lo cierto, es que no regresa a gobernar San Andrés.

Ahí viene la mano del presidente, Mundo Tlatehui.

Luis Alberto Arriaga Lila

Llegó con grandes expectativas, gran manejo de los escenarios -no era para menos- y con un equipo que en un 30 por ciento repetía.

Luis Alberto Arriaga Lila, jamás pudo quitarse la sombra de su amigo y compadre, José Juan Espinosa Torres, exiliado en algún lugar de Estados Unidos o de Guatemala.

Al final de su administración y prácticamente desde el inicio, Arriaga Lila, se dedicó a abrir frentes en su contra. Un ejemplo de ello,  el grupo de regidores que iban a lado opuesto a su decisión a su designación como presidente.

Arriaga Lila al final concluye con su administración, denostada y evaluada entre las peores.

Que su futuro inmediato lo reinvindique.

Paola Angón la presidenta que toma protesta hoy, tendrá que actuar cuánto antes con los exfuncionarios, de no hacerlo, se estaría suscribiendo, que le debe la presidencia a Arriaga Lila.

Adiós administración 2018-2021 Bienvenida administración 2021-2024

Más de Causa y efecto: El precio de ser mujer

Compártelo en tus redes
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram